¿Las víctimas de accidentes afectadas de paraplejia están incluidos en el concepto de gran inválido?

Una víctima de un accidente de circulación, solicitó de la aseguradora una indemnización que superaba la cifra de un millón de euros, como consecuencia de las graves lesiones que sufrió, que derivaron en paraplejia, cuando viajaba como ocupante de un vehículo. La víctima ya poseía la declaración de gran invalidez por parte de la Seguridad Social, estando afecta a limitaciones de movimiento tales que impedían su normal deambulación, al tener paralizadas las piernas y precisar de silla de ruedas. Para el Tribunal Supremo las víctimas de accidentes afectadas de paraplejia (parálisis total de miembros inferiores) están incluidos en el concepto de gran inválido en cuanto precisan la ayuda de terceras personas, ya que la Ley sobre responsabilidad civil y seguro en la circulación de vehículos a motor no concreta que dicha ayuda haya de ser integral. El debate se generó sobre si era necesario o no para reconocer la gran invalidez que la ayuda tuviera que ser integral. Finalmente, el Supremo considera que sí deben de estar incluidos los afectados de paraplejia en el concepto de gran inválido. Además, señala que no tomar esa decisión sería desincentivar la reinserción de los parapléjicos y penalizar a quien con su sacrificio personal y capacidad de auto-superación consigue avanzar limitadamente para mitigar su déficit de movilidad. Así lo ha declarado la Sala Primera del TS al dictar la sentencia 95/2016, de 19 de febrero de 2016 (Rec: 178/2014, Ponente: Sr. Arroyo Fiestas), en la que interpreta el concepto de gran invalidez en relación a la indemnización debida por las aseguradoras por los daños y perjuicios derivados de accidentes de circulación.